¿Cuáles serán los poderes mágicos del Laurel?

 

Acaso en los senderos verdes de su aroma vibre el misterio de la tierra… ¿Notaron que despierta los sentidos y reconforta el espíritu? Pero los aceites volátiles contenidos en sus hojas no sólo resuenan en nosotros en tanto seres de la naturaleza. Esta noble hermana vegetal se encuentra entre los antioxidantes más importantes que existen. En su tarea de reducir la oxidación de las células se observa más eficaz que la vitamina C y es especialmente efectiva en diabetes tipo II, de este modo, se constituye como una de las medicinas herbales más poderosas para reducir el azúcar en sangre. De sus aceites, el cineol (también presente en el Eucalipto) y los compuestos denominados «sesquiterpenos» mantienen a raya a diversas enfermedades. Ayuda en la lucha de diversos tipos de cáncer (especialmente de mama y de sangre); artritis; úlceras y mala digestión (es tónico estomacal); facilita la expulsión de gases; provoca la menstruación; es efectiva contra infecciones bacterianas; síndrome respiratorio agudo-grave. ¡Y no me quiero olvidar del Laurel a nivel externo! Calma dolores reumáticos, artríticos y artrósicos, picaduras de mosquitos, heridas, neuralgias y mata virus, bacterias y hongos de la piel; a su vez, activa la circulación. ¡También repele gorgojos!
Esta maravilla es un árbol perenne que crece naturalmente en el mediterráneo y se cultiva en otras regiones de climas similares. Cuenta la historia que los antiguos consagraron el Laurel al dios Apolo, y con él se coronaban en los tiempos pasados, a todos los emperadores de Roma. También un águila enviada por Júpiter dejó caer en el regazo de Drusilla, mujer de Augusto, una gallina muy blanca, la cual llevaba en el pico un ramito de Laurel cargado de bayas muy olorosas, el cual, plantado, multiplicó después en gran abundancia.
No olvides incluir hojas de Laurel (frescas o secas) en tus salsas y estofados, y retirarlos antes de servir. ¡Exquisito! 

Cariños,
Eleonora.
💗💗

Deja un comentario